sábado, 2 de agosto de 2008

Yo quiero ser como Super Ratón

Yo quiero ser como Super Ratón, esta cantinela me repetía cada vez que en las televisiones ajenas veía los dibujos animados de este superhéroe.
Digo ajenas porque en casa, en la de mi abuela materna, donde también vivíamos mis padres y mis padrinos con sus hijos, no teníamos televisión, era una modernidad muy lujosa a la que muchos españoles no podían acceder.
Pero existían posibilidades de verla, eso sí, a ratitos muy limitados y cuando surgía la ocasión. Estas, las ocasiones para verla, se contaban con los dedos de una mano y en distintos ambientes, en las casas de varios amigos y vecinos y en dos bares del pueblo cercanos a la casa de mi abuela. En uno de ellos, del que no revelaré el nombre, era más factible disfrutar de este personaje cuando surcaba los cielos vestido con su traje de héroe, a lo Superman, pero tengo que reconocer que el súper roedor molaba mucho más.

Mi retina aún lo conserva en blanco y negro, como emitía Televisión Española en aquella época, aunque después, con los años, pude comprobar que sus colores lo hacían más atractivo cuando vencía con sus superpoderes a su supermaléfico y archienemigo, el gato Oil Can Harry.
Un autentico galán que enamoraba a su supernena, su novia Pearl Pureheart, o Chelito, con marcado acento mexicano y con sus roedores huesos perdidos por el invencible superhéroe, que consiguió los poderes en un supermercado americano comiendo ricos alimentos que en él encontraba.

Azul y con capa roja, imitando a superman, era su atuendo heroico en un principio, con el que trataba de poner orden al desorden que provocaba el maligno minino. Después, tiempo más tarde, cambió de look, eso sí, sin perder un ápice de su energía y poderes invulnerables, el azul desapareció y el amarillo ocupó su lugar para hacerlo más visible con el cielo de fondo, la capa no sufrió alteración alguna y mantuvo su rojo color primitivo.

Ya en los ochenta surgieron Las Nuevas Aventuras de Súper Ratón, pero el éxito no fue como al principio, ya nada sería igual. El problema surgió cuando en un episodio el superhéroe aspiraba una flor roja que le proporcionaba superpoderes, lo que se entendió como clara alusión a la cocaína. Y es que ya se sabe, "detrás de cada superhéroe siempre hay gato encerrado".

Un pariente lejano de aquel súper Ratón es el que me motiva para escribir este blog. Este roedor, modificado genéticamente, es capaz de resistir corriendo el doble que sus iguales. Los padres de dicho experimento son estadounidenses y coreanos, que tras cuatro años han conseguido que el súper ratón de hoy corra hora tras hora y día tras día como un autómata, sin descanso, sobre la rueda giratoria que le entretiene en su prisión científica.
El objetivo, conseguido, lo ha publicado la revista Cell, pero hay más, esto no se limita a aumentar el rendimiento, cosa que ya se consigue dopándose con drogas, si no que proporciona al organismo muchas ventajas del ejercicio físico, como eliminar las grasas, mientras se está sentado en el sillón de la salita.

Se imaginan la escena:
-¡María, tráeme una cervecita fresquita que estoy haciendo deporte!- mientras se descansa tumbado en el sofá.

Ni que decir tiene que la noticia ha hecho saltar todas las alarmas, todas, y en los foros donde se comenta y discute la nueva sustancia se puede comprobar la resonancia causada.
Hay quien aplaude la formula por ser el componente ideal de la Wii, mientras que otros, muy interesados en el tema, preguntan si es compatible con la Viagra.
Lo cierto es que a nadie ha dejado indiferente la nueva píldora del ejercicio físico.
Los investigadores han ensayado dos sustancias, una experimental y la otra comercial, las dos disparan el suministro de energía a las células, al tiempo que desarrollan un test anti-doping que, aunque no estará listo para las olimpiadas de Pekín, sí se aplicará de forma retroactiva.

Mientras tanto, ajeno a la causa que le agita, el super ratón de hoy corre, quemando desesperadamente su energía, en su rueda giratoria sin nada que le haga desistir.

¡Es que los superhéroes ya no son como los de antes!

http://creativecommons.org/licenses/by-nc-nd/2.5/es/

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada